• mayo 19, 2022
  • 272
  • 5 minutes read

Mandato alimentario para la nueva presidencia y el nuevo congreso de Colombia 2022 – 2026

Mandato alimentario para la nueva presidencia y el nuevo congreso de Colombia 2022 – 2026

Colombia, 19 de mayo del 2022

Nuestro objetivo principal es avanzar en la superación del hambre, la malnutrición, las inequidades y la dependencia alimentaria en Colombia, la generación de ambientes alimentarios adecuados y saludables, la transformación de los sistemas alimentarios, el fortalecimiento de los sistemas alimentarios propios, ayudar a proteger los ecosistemas y avanzar hacia formas limpias en la producción de alimentos, todo lo cual nos permitirá́ avanzar en la realización del Derecho Humano a la Alimentación y Nutrición Adecuadas y la Soberanía Alimentaria.

Guiados por ese objetivo, las organizaciones firmantes de este mandato nos dirigimos a los candidatos presidenciales y desde ya a la nueva presidencia que se posesionará el próximo 7 agosto y al nuevo Congreso que iniciará labores el próximo 20 de julio y a ellos.

MANDATAMOS:

1.  Medidas para crear ambientes y entornos alimentarios saludables, reducir el impacto ambiental de la producción y consumo de productos comestibles y bebibles ultraprocesados y promover las economías campesinas y economías locales de los grupos étnicos.

  • Realizar campañas en medios masivos de comunicación nacionales, regionales y comunitarios que inviten a reducir el consumo de productos comestibles y bebibles ultraprocesados y de nutrientes críticos como el sodio, el azúcar y las grasas trans, señalando sus impactos en la salud.
  • Elaborar normatividad que regule y restrinja la publicidad de productos comestibles y bebibles ultraprocesados cuando esté dirigida a niños, niñas y adolescentes.
  • Promover desde todas las instancias del gobierno nacional el consumo de alimentos saludables provenientes de las economías campesinas y apoyar también las economías propias de los grupos étnicos.
  • Implementar el etiquetado frontal de advertencia para los productos comestibles y bebibles ultraprocesados que fue aprobado por el Congreso de la República mediante la Ley 2120 de 2021 “Ley Comida Chatarra”, y elaborar una reglamentación de dicha ley acorde con la mejor evidencia científica libre de conflicto de interés, que proporcione información útil y comprensible a los consumidores, de forma que pueda orientar mejores decisiones hacia una alimentación saludable.
  • Convertir el Programa de Alimentación Escolar (PAE) en una política de Estado, garante del Derecho a la Alimentación y Nutrición Adecuadas de niñas, niños y adolescentes, así como de sus derechos conexos como la vida, la salud, la educación, el agua y el medio ambiente sano.
    Para ello el PAE debe cumplir con criterios de: i) universalidad, pues no pueden seguirse generando situaciones de discriminación al interior de las aulas; ii) adecuabilidad, en términos de pertinencia cultural, territorial, nutricional y respondiendo a condiciones de necesidades especiales, en donde se garantice el acceso a alimentos reales y naturales, provenientes de la agricultura campesina, familiar, comunitaria y de los grupos étnicos y se prohíban los comestibles y bebibles ultraprocesados, que tanto daño le han causado a las infancias; iii) participación de la sociedad civil, con mecanismos de veeduría y exigibilidad que sean efectivos; iv) sostenibilidad política y financiera, garantizando recursos económicos y técnicos; v) justiciabilidad, para que las personas e instituciones responsables de situaciones de corrupción, reciban las sanciones adecuadas por el detrimento al patrimonio público y por incurrir en violaciones de Derechos Humanos; vi) garantizar la dignidad y los derechos laborales de las personas que participan en su ejecución; y, vii) protección del influjo de los intereses particulares de las corporaciones. Además, exigimos compromiso decidido del gobierno nacional y de los congresistas con los entornos escolares alimentarios saludables.

Descargar documento completo aquí

Se recogen en este documento junto con las propuestas propias, también algunas elaboradas por la Alianza por la Agrobiodiversidad, otras contenidas en la declaración surgida del Encuentro Nacional por la Soberanía Alimentaria realizado el 16 y 17 de diciembre de 2021 y algunas ideas del documento titulado “Hacia un contrato social en torno a la economía campesina. La alimentación de los y las colombianas es con los campesinos o no es” Ver: https://co.boell.org/sites/default/files/2022-03/hb_publicacion_agraria%20OK%20DFINITIVO%202%20demarzo.pdf

Relacionados

Una política pública sobre agrobiodiversidad que se debería implementar en el nuevo gobierno

Una política pública sobre agrobiodiversidad que se debería implementar en el nuevo gobierno

Grupo Semillas[1] El nuevo gobierno electo en Colombia abre nuevos horizontes que permitirán avanzar en las…
El hambre y cómo podemos acabar con ella. Las principales conclusiones del Informe Sufosec 2022

El hambre y cómo podemos acabar con ella. Las principales conclusiones del Informe Sufosec 2022

Cifras impactantes: el hambre aumenta masivamente Actualmente, 828 millones de personas viven con hambre, lo que…
#CrisisAlimentariaMundial  Conferencia: Enfoques en la lucha contra el hambre

#CrisisAlimentariaMundial Conferencia: Enfoques en la lucha contra el hambre

La pregunta no es si existe una crisis alimentaria mundial, sino hasta qué punto está empeorando…

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *